438459c0

Se trata de una lectura súper light (ideal para las vacas), y algunos me criticarán que cómo pongo este libro acá habiendo comentado otros de mucha mayor calidad literaria.

Sucede amigos, que para que un libro sea bueno, no es condición (en mi humilde opinión) que esté magistralmente escrito o que sea considerado literatura. Otros factores intervienen, como que te entretengan, te hagan reír y reflexionar.

Este es uno de esos libros “pasatistas”, “de verano”, pero que me ha maravillado, no sólo por lo entretenido que es, por todo lo que me he reído leyéndolo, sino también porque no deja de ser una crítica muy irónica al mundo capitalista.

Seguramente muchos lo conocen por la película, magistralmente interpretada por Meryl Streep y Anne Hathaway.

Si bien la historia es prácticamente la misma a la de la película, las situaciones son totalmente diferentes, por lo que fue como leer algo nuevo.

Para los que no hayan visto la peli, la novela es acerca de la vida de Andrea, una chica recién salida de la universidad, que sueña con ser escritora y trabajar en uno de los grandes diarios de Nueva York.

Andrea comienza a trabajar en la revista de moda Runway, como asistente de su directora, Miranda Priestly, quien es la eminencia que dicta la moda mundial, venerada y temida por todos, ya que es una gran hija de puta, excéntrica, loca, insoportable.

Es el trabajo por el que cualquier chica “daría un ojo de la cara”, y porque aguantar un año es la llave de entrada a otros trabajos mejores (única razón por la que la protagonista decide aguantarlo).

De más está aclarar que Andrea no tiene la más pálida idea acerca de la moda y que se caga en todos estos estereotipos glamorosos.

Es sumamente hilarante, un retrato ácido del frívolo mundo de la moda y la alta sociedad, muy pero muy entretenido.

Para destacar además, que por uno de esos misterios del marketing, se consigue en formato grande a $14.

¿Te gustó? ¡Compartilo!